ESTILO PARA LOS INVITADOS

Ni una pamela a la vista

CÓDIGOS DE VESTIMENTA: GUÍA PARA IR DE BODA

Saludamos a los futuros novios y novias que no disponen de un organizador de bodas en quien confiar. Si has decidido embarcarte en la organización de la boda sin ayuda, igual ya te estés arrepintiendo. Las flores, la tarta, el banquete y, sobre todo, el vestido – todo ello puede resultar abrumador por muchos tableros de Pinterest que hayas creado. Pero lo verdaderamente difícil es acertar son los gustos de los invitados (es decir, tienes que decidir cómo quieres que vistan).

Afortunadamente, estamos aquí para ofrecerte una guía y evitar esos dramas por lo que al código de vestimenta respecta. No lo lamentarás.

 

Para el padrino

Es más que probable que el padrino aparezca en muchas fotos del álbum, así que no lo podemos pasar por alto cuando elegimos el estilo. Es esencial un conjunto de primera, al fin y al cabo, lo hemos nombrado copiloto del gran día. Siempre vienen bien unas líneas limpias y sencillas y telas de alta calidad, sin olvidar que un traje de tres piezas es una opción atemporal muy buena, en cualquier color, desde el gris clásico hasta el tweed. Completa el look con una llamativa corbata, un pañuelo asomando por el bolsillo y un reloj, como alternativa a los chalecos estampados y los pañuelos de seda. Sofisticado, pero contenido, para no hacerle sombra al novio, porque, claro está, eso sería inaceptable.

 

Para tu mejor amiga

Tanto si el gran día es de etiqueta, como si es en la playa o si se trata de una fiesta en el jardín, tu mejor amiga siempre estará a la altura de los acontecimientos con una dosis de sencillez. Ahora que vuelve el minimalismo de los 90, la temporada está repleta de ideas llenas de estilo.  Olvida el estereotipo de la típica dama de honor de las comedias románticas y busca una silueta moderna y chic con la que tu amiga se sienta auténticamente cómoda.

 

Para la madre de la novia

Hablando de estilo, la madre de la novia se merecerían todo un capítulo aparte. Finalmente hemos desterrado la idea de la madre maligna y hemos conseguido huir de las propuestas aburridas y anticuadas. Las mamás ahora son modernas y, como toda madre que se precie, saben encontrar el equilibrio entre lo mejor de la tradición (con paletas de color recatadas y vestidos a medida) luciendo con gusto cualquier sombrero. Dicho esto, los conjuntos no tienen por qué incorporar un sombrero o un tocado.

 

Las damas de honor y los pajes

Evidentemente, la novia es la más guapa, pero los más adorables siempre serán los niños. ¿Quién se puede resistir a vestir a los más pequeños de la fiesta con un pequeño vestidito o un traje en miniatura? Cuando hayas resuelto tu look, coordina sutilmente los detalles con los suyos – por ejemplo, el pañuelo de bolsillo del paje a juego con los bolsitos de las damas de honor, o, si tu vestido lleva adornos de pedrería, asegúrate de que los zapatos de las niñas lleven los mismos. Y no olvides los complementos a juego para añadir una dosis extra de encanto- no te arrepentirás.